GRACIAS POR TU VISITA

TETA NEWS

Disculpen las molestias. Se me hace imposible seguir
actualizando el blog de La Teta Feliz por problemas de tiempo, por mi trabajo. Yo sigo en mi blog personal, y tratando de actualizar La Teta Historia. Pero no La Teta Feliz. Sepan Disculpar.

Atte Jjaxxel



3 oct. 2013

No me olvides - Sombra234 - 13

Capítulo 13

BUENAS… BUENAS NOCHES

En el rocío de las pequeñas cosas, el corazón encuentra su mañana y toma su frescura.
Gail Gibran
Se supone que el ser humano es un animal social y comunicativo, que en su naturaleza estaba el dejar fluir las palabras con facilidad para expresar cada una de sus emociones y sin embargo Herendira podría jurar que su ADN estaba defectuoso, porque cuando a media cena le pidieron explicar los acontecimientos de la noche anterior sus cerebro se había quedado en blanco y su capacidad de expresión aseguraba regreso a la de un Neanderthal, se corrigió mentalmente un Neanderthal se expresaría mejor.

-¿Y bien?- observo los ojos negros que le miraban interrogantes sin darle espacio alguno a mentiras - y ni se te ocurra inventar una excusa boba - bajo la cabeza en señal de derrota al escuchar aquello.
-Vanessa fue una larga noche -  notando como ya habían acabado de comer y Tormenta descansaba en una esquina de la cocina - y mañana tienes que trabajar y…- vio como le negaban con la cabeza así que tomo aire para empezar a relatar lo que había ocurrido la noche anterior canción incluida y demás, cuando finalizo suspiro pesadamente dejando caer su cabeza en la mesa.
-Esa canción es muy buena- la escucho decir por lo que levanto la cara enfocando -Buenas noches, niña buena- la carcajada resonó en la cocina con fuerza cosa que hizo a su corazón encogerse levemente -aunque no creo que eso te describa bien, acabaste arrestada cosa que dice que quizás disfrutas demasiado - las risas resonaron de nuevo por el espacio.
-¡VANESSA!- dejo escapar con molestia -¡A VECES ERES UNA IMBECIL!- se levanto recogiendo su plato con enfado para dirigirse al lavado, a ella esa canción la destrozo porque cada frase en ella era una verdad en….
-No te enojes- dejo de pensar de golpe al sentir los brazos rodeando su cintura con suavidad -sólo intentaba relajarte y que no le dieras tanta importancia, yo creo que tu amiga está sumamente molesta contigo o quizás simplemente fue una forma brusca y algo cruel de hacer que abras los ojos para que finalmente cambies de forma de vida -su corazón se detuvo de golpe al escuchar aquello, repasando los eventos de los últimos meses y sus quejas constantes hacia Andrea por ello.
-Quizás- murmuró quedamente sintiendo como la abrazaban con fuerza, su cuerpo reacciono dolorido debido a la pelea de la noche anterior pero, no se quejo para nada dejando que la abrazaran con fuerza - lamento haberte preocupado.
-No lo lamentes - sintió como el abrazo aumentaba - simplemente me alivia que estés bien, porque eres muy importante para mí - sintió su cara arder de golpe al escuchar aquello para percibir o como se separaban de ella - mañana es mi día libre, bueno hoy me lo dieron libre…¿Te gustaría pasarlo conmigo?- asintió como fuerza aun sonrojada enfocando los ojos alegres delante de ella - bien, Tormenta a la cama - vio la perra pasar corriendo para abandonar la cocina mientras le tendían la mano - ¿Vamos a la cama?- al escuchar aquello escucho una voz dentro de ella que gritaba con fuerza ¿”Juntas o separadas?”
Teresa abrió la puerta de la habitación con cuidado con el fin de verificar el estado de aquella chica rubia que era como su hija, había aparecido casi a las seis de la tarde en aquellas condiciones que la preocuparon sobre manera pero más allá del daño físico en ella, algo que no podía comprender era la tristeza profunda en sus ojos claros esa que le generaba una incomodidad extraña ya que solo una vez antes de aquella había visto esa misma mirada. Se acerco acariciando la frente para notar la marcas de lágrimas, suspiro cansada había desobedecido a la chica y llamado a su hermano que suspendió su viaje de negocios para regresar a la ciudad.
Cobijo con cuidado a la joven reparando en el rostro y el hombro antes de negar llevándose las manos al pecho invocando una silente oración por el bienestar de aquella criatura que adoraba, era uno de sus dos grandes amores aun recordaba cuando su patrón los presento aquella mañana lluviosa, a ella y a su hermano aquella cabellera rubia apareciendo detrás de las piernas del joven con temor fue imposible para ella no amarla en ese mismo momento.
No fue difícil descubrir que lo natural en aquella niña era un corazón sincero y una buena disposición en todo aquello que hacía, ¿Demasiada inocencia? Podía ser y al parecer por su estado acababa de pasar factura solo esperaba que no tuviera nada que ver con Hernán y sus constantes llamadas a lo largo de ese día. Aquel joven parecía realmente desesperado por encontrar a la Señorita había llamado hasta el cansancio.
Mientras enrumbaba sus pasos al exterior intentaba descubrir ¿Qué era lo que atraía a Stefani de ese joven? Estaba segura que esa misma pregunta se hacía toda su familia, no era que Hernán fuera un mal joven, la anciana se detuvo cerrando la puerta claro que era un mal chico, simplemente ella razonaba que Stefani debería dejarle de tener tanta fe a las personas y dejar ese discurso sobre que todos tienen algo bueno dentro, porque estaba segura que el gusano ese no tenía nada bueno dentro y como fuera el responsable de las condiciones de la chica una paliza era sin duda una acción que se quedaría corta.
Karina se termino de vestir enfocando con deleite la espalda desnuda de Andrea sobre la cama, sonrió de manera algo guasona al ver a la chica girarse murmurando un nombre que no alcanzo a escuchar con claridad, dejo su nota sobre el buro antes de acariciar los cabellos castaños con suavidad la jovencita se veía mucho más relajada y tranquila -¿Ya te vas?- sonrió al escuchar la pregunta enredando un mechón castaño entre sus dedos.
-Lamentablemente entro a trabajar temprano- beso uno de los hombros con suavidad -me encantaría estar en la cama con tan excepcional amante-  divertida paseando su mano con delicadeza sobre la columna escuchando un suspiro de satisfacción - me hubiera encantado robarme tu virginidad…
-Se te adelantaron- escucho la risa suave que le hizo sonreír aun más - Y tú no estás nada mal para tener la edad que tienes- dio un suave pellizco en la espalda escuchando una queja antes de revolver el cabello para encaminarse a la puerta de la recamara, se giro de nuevo notando como la chica abrazaba una almohada con fuerza.
-¿Te sientes bien?-  con suavidad cerrando la puerta de la recamara para regresar sobre sus pasos y arrodillarse del lado en que la chica descansaba de costado enfocando directamente aquella mirada café intensa.
-Sí, me siento bien- sonrió llevando una mano a la frente con seriedad antes de tomar el pulso, asegurándose que todo estuviera bien, tenía claro que la joven vivía completamente sola y no tenía nadie quien viera por ella, lo último que deseaba era una fea sorpresa-  ¿Y bien doctora que tengo?- parpadeo rompiendo su concentración para ver la carita sonriente delante de ella.
-Pues- se incorporo sacándose su saco ante la mirada sorprendida de Andrea -tu salud es perfecta, pero creo que hay otra cosa que está dolida aun- empujo a la chica al costado contrario viendo la sorpresa en la mirada -de todas formas ya tengo un dineral…. Y no creo que me echen por faltar un día… la verdad creo que me reportare enferma.
-¿Y cuál es tu enfermedad?- sintió como se pegaban a ella con suavidad por lo que sonrió enredando el cabello castaño con suavidad.
-No te lo diré-  con burla notando la cara de enfado - así mantengo tu curiosidad despierta colega - las manos de Andrea le terminaron de sacar la ropa con presteza antes de volver a pegarse a su cuerpo desnudo dando un suspiro de satisfacción por lo que ella sonrió de nueva cuenta - hoy te enseñare una lección importante… la cama es también para dormir.
-Yo ya dormí mucho en ella- río con fuerza, sin duda el tiempo que disfrutara con esa chica seria todo menos aburrido.
La cama, Vanessa, la cama, los labios de Vanessa, la cama… Tormenta pasando a su lado inquieta para regresar de nuevo a su tortura Vanessa, la cama -Vaya desorden- reacciono sonrojándose de golpe al escuchar la voz -¿Pues qué hiciste en mi cama?- la miro confundida -Parece que tuviste una guerra con las sabanas, ¿Pasional quizás?
-Vanessa- dejo escapar quedamente sonrojándose con violencia - es que soy algo inquieta al dormir –  aun desde el umbral de la puerta.
-Pues si me pateas no respondo- escucho que le afirmaban mientras empezaban a acomodar las sábanas, quizás había escuchado mal porque entonces eso haría surgir un nuevo cuestionamiento en ella: Vanessa, la cama y ella… ella con Vanessa entre las sabanas, ella no logrando dormir… ella… ella… -Herendira- dio un bote al escuchar su nombre notando la mirada fija e interrogante - ¿Cuál lado de la cama quieres?
“SOBRE ELLA, PIDE SOBRE ELLA” parpadeo tragando grueso -De…De…derecho-  carraspeando con suavidad, sin duda su cerebro estaba algo desordenado porque le seguía reprendiendo por no tomar el lugar sobre Vanessa, ¿Pero eso no era un lugar en la cama o sí?, también razonaba que empezaba a hacer calor, se giro mirando el desierto corredor a oscuras, la casa sola, ella con Vanessa, la cama… sobre Vanessa… ella sobre Vanessa…sacudió la cabeza con fuerza intentando alejar aquel pensamiento.
-Herendira- se giro de nuevo mirando los ojos negros y aquella ceja alzada con interés -te pregunte si no te importa si me ducho antes… digo sé que estoy algo transpirada y no quiero incomodarte.
Negó con fuerza “por mi dúchate antes, durante, después… Siempre que me dejes acompañarte en los tres tiempos” - No para nada -intento mostrar serenidad- puedes ducharte o no ducharte por mí no hay lío, problema, inconveniente…
-De todas formas lo hare- la vio girar “¿hará que hará?, hay Dios debe existir sin duda mira nada más Herendira, porque cierras lo ojos, deja de ver el piso… ¿Ese fue el ruido de un pantalón al caer? - ya regreso, acomódate en la cama -  “si quítate la ropa y acomódate con ella”.
-Basta- Tormenta levanto las orejas al escuchar la voz de Herendira para observar a la chica metiéndose en la cama del lado derecho murmurando cosas antes de volver a recostar su cabeza en su camita - Herendira no te piensas duchar- noto como la chica se caía de la cama al escuchar la voz de su dueña por lo que corrió a lamer el rostro con suavidad.
-S…sí- respondió Herendira con dificultad “¡Oh! claro que sí, pero siempre que me duche contigo” - deja de hacer eso Herendira - se auto reprendió mirando con sorpresa como había ropa limpia a un lado de un buró.
Al recoger su ropa escucho los pasos resonar surgiendo del baño que tenía integrado la habitación para llevarse las manos a la cara cubriéndola del todo, porque Dios existía sin duda y la finalidad de su existencia era torturar su debilidad humana, respiro profundo intentando controlar su corazón, su cerebro desordenado y sus jodidas hormonas… ¿Pero porque Vanessa había hecho aquello?, es que creyó que saldría del baño con una pijama larga y recatada algo así esperaba de ella, estando con una desconocida pero no… había salido con sus pantaloncillo rojos con una línea dorada y aquella playera blanca que decía “Policía” en grande sobre los… sobre los… ¡YA NO VEAS HERENDIRA!.
-¡HERENDIRA!- dio un bote al escuchar su nombre con fuerza -Mi cara esta acá-  se cubrió la cara con la ropa antes de encaminarse al baño sin ver a Vanessa - Te esperare en la cama - la cabeza de Herendira dio contra la puerta del baño ya que el último comentario al parecer interrumpió la orden que le había dado a su mano de tomar el pomo de la puerta y girarlo, por lo ingreso al baño intentando tranquilizarse.
La joven oficial Savedra rio con fuerza antes de mirar divertida a Tormenta -¡Oh! Vamos, no estoy siendo mala - le  a la perra que le ladro - quizás solo un poco, pero me la debe por hacerme preocupar, igual aunque no hubiera hecho nada se habría estampado en la puerta - contuvo la risa de nuevo antes de meterse con cansancio en la cama.
Se estiro derrochando sensualidad sin notarlo siquiera, percibiendo la sensación relajante que el baño le había dejado, giro enfocando el lugar derecho vacío por el momento “quizás debía mandarla a otra habitación”  razono fugazmente “que va si esto es divertidísimo”, se giro de nuevo algo impaciente mirando el techo, la verdad se sentía bastante feliz de tener compañía momentánea aunque quizás necesitaba estar sola también para razonar que palabra describiría a Herendira en su vida… “amiga” arrugo la nariz con molestia ante aquella ahora desagradable palabra, pero era consciente que tampoco podía decir que era algo más.
Escucho la puerta del baño sin darle mucha importancia, necesitaba aclarar bien que era lo que sentía y encontrar la palabra adecuado para ello, porque había muchos factores que considerar para ella, el de más peso era la edad “¿Pero qué diablos estoy pensando? Se incorporo molesta con sí misma para abrir los ojos desproporcionadamente viendo a una sonrojada Herendira que a luces tenia frio secándose el cabello pelirrojo que caía desordenado sobre sus hombros, era su error ella misma había escogido esa ropa, pantaloncillos como los suyos y aquella camisa que decía “Sexy” sonrió de medio lado… quizás esa era la palabra que buscaba.
-Herendira vienes a la cama- soltó con sensualidad notando como la chica se giraba como buscando si le hablaba a alguien más por lo que rio divertida - anda te dará más frío si te quedas allí - vio como le asentían con fuerza metiéndose en la cama a su lado, y cubriéndose con las sábanas estiro la mano acariciando la piel en los hombros -¿Te bañaste con agua fría?
-Es que no se… eh… usar tu ducha… eso sí- vio la sonrisa insegura de la chica y un gesto en los ojos que le indicaba que seguramente se estaba reprendiendo a sí misma mentalmente, intento contener la risa de nuevo, porque tendría ella que ser una niña también para creer aquella mentira tan mala “tanto te gusto Herendira” se incorporo ladeando la cabeza mirando a la joven que parpadeo al parecer confundida enfocándola.
-¿Pasa algo?- escucho la pregunta antes de inclinarse para depositar un profundo beso en la mejilla escuchando un suspiro.
-Al parecer si- se dejo caer en el colchón sin dejar de mirar a su invitada - parece que si - repitió quedamente.
-¿Y es malo?- escucho que le cuestionaban mientras aquellas pupilas verdes temblaban brevemente.
-Para el resto de los mortales si-  tomo la mano fría suavemente - pero para ti puede que sea maravilloso - la llevo a los labios besándola con suavidad escuchando un suave suspiro por lo que sonrió antes de llevarla a su mejilla - estas muy fría.
-Ojala- la enfoco notando como la joven se sonrojaba con fuerza - digo yo… eh…. Me alegra que sea bueno para mí, eso- sonrió aun más al ver la sonrisa nerviosa en la cara.
-Herendira- vio el sonrojo pasearse de nuevo por el rostro cubriéndolo -Buenas noches - apretó aquella mano con fuerza entre las suyas intentándola calentar antes de escuchar un suave suspiro.

-Buenas noches Vanessa….
----------------------------------------------------------------------------------------------------------
La Teta Feliz Historias y Relatos ® Sombra234 - Derechos Reservados
© Todos los derechos reservados. Esta publicación no puede ser reproducida, ni en todo ni en parte, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, en ninguna forma ni por ningún medio, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electroóptico, por fotocopia o cualquier otro, sin el permiso previo, por escrito, del autor.

11 comentarios:

  1. estuvo genial el capi al fin se bebsaron ajjajaja felicidades atten lis desde vzla

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No se besaron, Vanessa le besó la mano

      Eliminar
    2. No se besaron, Vanessa le besó la mano

      Eliminar
  2. Que cap tan bueno... Me encanta Herendira y Vanessa *.*... Felicitaciones a la autora... De verdad es grandioso leer tan maravillosa historia

    ResponderEliminar
  3. Woow! simplemente estoy super enganchada con tu historia!

    ResponderEliminar
  4. Great! me encantaron los capítulos de hoy.

    ResponderEliminar
  5. muy buen capitulo pobre stefani que esta sufriendo bueno andrea tambien gracias por seguir subiendo los capitulos ^^

    ResponderEliminar
  6. Estuvo genial el capitulo, cada vez se pone mejor, espero y la situación mejore entre Andrea y Stefani.

    Maria, Colombia

    ResponderEliminar
  7. Por favor que las cosas se arreglen entre Stefani y Andrea, me pone triste

    ResponderEliminar
  8. Buaaaaaaaa da gusto leer esta historia, mil gracias por compartirla.

    Makeys.

    ResponderEliminar

Aviso Legal:

Esta web de entretenimiento ofrece peliculas y series gratis online tanto en castellano, subtitulado, audio latino e idioma original. Sin embargo cabe aclarar que en esta web no se alojan películas, series ni ningún tipo de archivo de streaming o descarga, todo material publicado aquí son enlaces de libre distribución que han sido recolectados de servidores de video como vk.com, vimple.ru, youtube.com, etc. Por lo tanto nosotros no nos responsabilizamos de su contenido, si se tendría que reportar alguna película por favor repórtala en el sitio donde ha sido hosteada, ya que nosotros somos ajeno a esos servidores.